Alrededor de las 13.30, la mujer perteneciente a la etnia wichí, trajo al mundo a un varón que pesó 3.970 kilogramos.

La misma dio a conocer que lo llamaría de tal manera, en honor al policía René Eugenio Pogonza, que prestaba servicio como segundo jefe en la Comisaría de El Sauzalito, y al médico del Hospital Perrando, Miguel Duré, que desempeñaba su función como jefe de la Terapia Intensiva. Ambos tenían en común una lucha, el de servir al prójimo y cuidar de su salud.

Además, la madre expresó que su hijo llevará su nombre con mucho orgullo y honor para el resto de su vida, debido a que recordará dos grandes héroes que dieron su vida y lucharon en esta etapa de pandemia.

Fuente: DataChaco.com